Viejo edificio

Viejo edificio


VIEJO COLEGIO TU LABOR HA FINALIZADO YA

Por el pasillo breve que nos conduce al patio,
he pasado casi ausente los viejos paredones más grises,
las aulas más sencillas,
más pálidas,
me hablan hoy de incalculables recuerdos.
Estoy triste.
Todos estamos tristes.
La vieja casa,
la antigua escuela,
el querido colegio,
siempre abiertas las puertas a nuestro paso,
hoy debe cerrarlas.
Su inmensa labor ha finalizado ya.

¡ADIÓS VIEJO COLEGIO!

Ayer bullicios de jóvenes;
hoy sólo ruinas,
mañana un moderno edificio.
Tus aulas,
viejo colegio están deshechas,
tus patios lleno de escombros,
tu enredadera seca.
Viejo colegio,
te dejamos llorando tus años,
pues el tiempo tirano,
nunca derrocado,
roe tu cuerpo.
En él vivimos nuestras primeras emociones de estudiantes,
supimos valorar a nuestros compañeros y profesores.
Todo ese mundo maravilloso parece,
para los que este año egresamos,
que se derrumba con tus paredes,
pero sin embargo,
todo lo que nos diste nos quedará para siempre.
Te recordaremos siempre! viejo edificio de la calle Rivadavia,
aunque tus cimientos estén destruidos,
porque tu alma se ha prendido en nuestros corazones.

Silvia Cardelli
Marta I. Díaz
María Cristina Gónzalez